Cuando un nuevo producto sale a la venta las tiendas suelen tenerlo en almacén desde hace varios días esperando que llegue el momento para poder venderlo y así colocarlo en las estanterías para que lo compren durante las primeras horas los más impacientes. Es el caso del nuevo Chromecast de tercera generación que aún no ha sido presentado y faltan pocos días para que salga a la venta, pero que ya hay tiendas que lo tienen listo para vender cuando desde Google se les dé permiso.

Google ChromeCast 3

Una de estas tiendas es Best Buy en Estados Unidos que por un error en almacén alguien colocó a la venta en una de sus estanterías un Chromecast 3 junto a los actuales de segunda generación. Un cliente pasó por allí a comprar su Chromecast y cogió precisamente el que no debía estar en la estantería. Al llegar a la caja para pagar su compra el código de barras de su Chromecast no apareció en la base de datos de Best Buy por lo que el cajero pensó que el código debía estar mal y decidió pasarlo como si fuera de segunda generación, vendiendo al cliente en realidad un Chromecast 3 al precio del 2. De esta forma el cliente se llevó en exclusiva un producto que ni podía estar a la venta y es en la actualidad el primer comprador de un Google Chromecast de tercera generación.

Su sorpresa llegó cuando en casa se percató de que lo que había comprado no era exactamente el Chromecast que el conocía y tenía varias diferencias con el original. Al final se dió cuenta que entre sus manos tenía la última novedad de Google antes de salir a la venta. Por ello compartió una imagen en la red para dar a conocer el nuevo diseño en comparación con el antiguo.

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario.
Escribe aquí tu nombre