El oro como sabemos es un metal precioso que es deseado y buscado por todas partes desde la antigüedad. Y el negocio de compra y venta de oro es bastante pujante, llegando a mover miles de millones de euros cada año. No es fácil pero mucha gente intenta por todos los medios engañar, haciendo pasar oro por lo que no lo es. Sin embargo, con los trucos que me mencionaremos a continuación evitaras ser una víctima más de estos seres codiciosos.

Joyas de oro
Joyas de oro

La mayoría de las técnicas que explicaremos las puedes poner en práctica en cualquier lugar. Pero si quieres estar 100% seguro deberías llevar el oro a una institución especializada.

Prueba visual

Esta es la prueba más básica y la menos efectiva de todas que para poder realizarla necesitas hacerte con una lupa. Debes darle mayor potencia a tu visión, para buscar pequeños datos en la pieza. Por lo general las compañías que las acuñan dejan una pequeña marca indicando su nombre. También dejan un registro de la pureza del oro de la pieza en cuestión y por último los quilates de esta.

Sin embargo, a las piezas falsas por lo general se les agregan también estos datos de identificación. Por lo tanto esta prueba no es concluyente, y continuamos con el resto.

Prueba con una mordedura

Esta puede ser la prueba más básica y tradicional que se emplearía para verificar las prendas de oro. Básicamente consiste en darle una mordida con una presión considerable a dicha prenda. Posteriormente debemos verificar si le quedaron marcas o no. En caso de tener marcas esta estaría fabricada en oro y mientras más profundas pues más puro es este.

El problema de este método recae en hay aleaciones que se comportan igual y con bañarlas en oro te podrían engañar.

Anillos de oro
Anillos de oro

Prueba del Imán

Esta es una técnica que nos ayuda a identificar cuan puro es el oro del que se compone la pieza. Para ello, debes tomar un imán bastante potente preferiblemente y lo colocas junto a la pieza. Si este atrae y sostiene a la pieza, la misma probablemente no esté fabricada en oro. Pero si esta se ve indistinta al imán y no provoca ninguna reacción en esta podríamos pensar que posee un alto nivel de oro.

Prueba con la densidad

Esta prueba tiene un cierto procedimiento con el que debemos tener mucho cuidado al realizarlo. Y consiste en tomar una probeta milimetrada y llenarla con un poco de agua, tomando nota del nivel indicado. Posteriormente introducimos la prenda en el agua y volvemos a tomar nota del nivel de agua marcado. Aquí te dispones a realizar una resta del nivel de líquido desplazado menos el nivel de líquido original.

De ese modo conseguiremos obtener la cantidad de agua desplazada por la pieza. Previamente deberíamos tener claro el peso de nuestra prenda de oro. Y con estos dos datos empleamos la formula de Densidad= Peso de la pieza (g)/ Agua desplazada en (ml). El resultado para el oro 14 debe rondar los 13, para el 18 el 15, para el 22 el 17 y para el 24 el 19.

Lingotes de oro
Lingotes de oro

Certifícalo en un laboratorio

Finalmente llegamos a este método que podría considerar el más profesional de todos. Y básicamente consiste en llevar tu pieza a un centro especializado en el estudio de piedras preciosas. Ya que, ahí te pueden verificar con métodos científicos cual es la verdadera composición de la prenda. Y si ha sufrido algún tipo de alteración en su estructura.

En la vida muchas personas se dedican hacer negocios con este metal tan preciado. Sin embargo, muchos piensan en sacar el mayor provecho empleando técnicas fraudulentas. Debido a ello debes tener todo el conocimiento posible que te permita evitar ser una víctima más. Así que ponte las pilas, y pendiente con las prendas que te puedas llegar a encontrar.

2 COMENTARIOS

  1. Lo de morder el oro me recuerda a las películas de vaqueros que echaban cuando era pequeña en la televisión … jajaja

¿Y cual es tu opinión? Deja tu respuesta.

Escribe tu comentario.
Escribe aquí tu nombre