Los estafadores agudizan su ingenio y buscan nuevas formas para realizar compras salvando las cada vez más estrictas medidas de seguridad de los bancos. Las tarjetas caducadas, parece que se han convertido en las nuevas aliadas para los amigos de lo ajeno.

Bien podría parecer que se trata de un fake, porque eso de usar tarjetas de crédito caducadas para hacer compras usando el dinero de otros parece un poco increíble. La picaresca de los estafadores tiene su origen en el acuerdo al que llegan en ocasiones algunas tiendas online y los bancos. Estos acuerdos, permitirían hacer a los dueños de las tarjetas, el uso de estas aún cuando están caducadas. Tarjetas que en teoría no son válidas, en la práctica si lo son, si así lo acuerdan ambas partes.

Tarjetas de Crédito
Tarjetas de Crédito

Los ciberdelicuentes una vez que dan con la tarjeta caducada hacen un pedido a nombre del titular y seleccionan la opción de envío estándar. Antes de que llegue a su destino, ellos lo habrán interceptado. El usuario que tiene un listado de tarjetas para pagar en su cuenta de Amazon, no se dará cuenta hasta que el montante de dinero estafado sea lo suficientemente llamativo.

Para evitar todos estos casos, los expertos recomiendan usar una única tarjeta para las compras online. De esta forma será mucho más fácil llevar un control de los movimientos que se realicen en la cuenta asociada a ella.

Vigilar todas nuestras tarjetas es indispensable para mantener a raya la cuenta corriente. No debemos bajar la guardia ni con las tarjetas caducadas, los ciberdelincuentes están al acecho ante cualquier despiste.

¿Y cual es tu opinión? Deja tu respuesta.

Escribe tu comentario.
Escribe aquí tu nombre