Conceptos como realidad virtual, realidad aumentada o realidad mixta, han irrumpido en nuestro día a día sin que en ocasiones sepamos muy bien cuál es la diferencia entre unos y otros. Y es que las similitudes entre ellos, hacen que no sepamos muy bien, donde termina uno para dar comienzo a otro. Te ayudamos a despejar tus dudas de una manera sencilla, para que sepas en qué consiste cada una y cuáles son sus aplicaciones en la actualidad.

Definición de Realidad virtual, Realidad Aumentada o Realidad mixta

Con palabras sencillas te ayudamos a conocer estos conceptos que sin duda, formarán parte de nuestra vida cada vez con más frecuencia

¿Qué es la Realidad Virtual?

La realidad virtual se usa para describir un entorno que se ha creado digitalmente. Lo que vemos, oímos y nos rodea, no es algo tangible. Para poder disfrutar de este escenario ficticio, necesitamos unas gafas de realidad virtual o un casco que nos aíslen del lugar en donde estamos y nos sumerja en esa realidad virtual paralela. Podemos sumergirnos en el océano, viajar a la luna o pasear por una playa del caribe, sin movernos de nuestra casa. Un médico puede simular una operación, un piloto un vuelo peligroso o un ingeniero la ciudad que él mismo ha proyectado.

Casco realidad aumentada de Apple
Casco realidad aumentada de Apple

¿Qué es la Realidad Aumentada?

La realidad aumentada lo que hace es incorporar elementos creados digitalmente al entorno real en el que nos encontramos. Es como si añadiésemos nuevos elementos al lugar físico en el que nos encontramos.

De repente podemos estar en la calle y mediante algún sistema de realidad aumentada vemos un elefante cruzando el paso de peatones. A diferencia de la realidad virtual no nos aislamos por completo de medio físico en el que nos movemos. Es un término más reciente pero que ya podemos disfrutar en nuestro Smartphone. ¿Quién no ha visto a alguien por la calle con su teléfono móvil buscando un Pokémon, a través de la aplicación Pokémon Go? Esos pequeños seres que de repente se cruzan en tu camino o se esconden por tu casa. A diferencia de la realidad virtual, no es necesario para poder disfrutarla de unos accesorios concretos. En este caso, como hemos comentado, nuestro Smartphone puede ofrecernos esta experiencia. Las Google Glass también nos permiten ver lo que tenemos a nuestro alrededor gracias a su cristal transparente, al tiempo que nos ofrecen la posibilidad de superponer cualquier otro elemento virtual.

¿En qué consiste la Realidad Mixta?

El concepto de realidad Mixta, a menudo se confunde con el de realidad aumentada. En realidad estamos ante una clara evolución de la realidad aumentada, ya que nos permite crear mundos virtuales sin desvincularnos por completo del escenario real en el que nos encontramos. Es ciertamente un concepto en plena evolución, permitiéndonos disfrutar de lo mejor de las realidades anteriormente explicadas.

Por una parte tienes la posibilidad  de imprimir objetos digitales en el lugar en el que te encuentras, puedes estar, por el contrario, totalmente sumergido en un mundo virtual que te absorbe y aísla del real, o en último lugar tienes la opción de llevar al mundo virtual, objetos reales. Un montón de posibilidades que podrás disfrutar a través de unos cascos equipados con una cámara. Esta cámara es la encargada de reproducir la realidad que te rodea o sumergirte en un mundo ficticio por completo.

Realidad Virtual
Realidad Virtual

La realidad mixta es sin duda a opción por la que están apostando  las empresas tecnológicas del momento, por ser una solución que ofrece múltiples alternativas.

Aplicaciones prácticas de estas diferentes realidades

A pesar de sus diferencias, tanto unas realidades coma otras, pueden tener las mismas aplicaciones. Su uso en entornos profesionales o de ocio es ya una realidad. Hablábamos anteriormente del uso de la realidad aumentada en el juego de Pokémon Go, como materialización de esta tecnología en el campo del ocio.

Esta misma realidad puede usarse por ejemplo para ver cómo quedaría nuestra pared pintada de un color determinado, como nos  sentaría determinado look, o como quedaría un sofá en nuestro salón. Estamos hablando por tanto, de la utilización de la realidad aumentada o de la mixta en entornos profesionales. 

La realidad virtual es usada por ejemplo para crear simulaciones de vuelos en avión, operaciones médicas o proyectos tecnológicos, las opciones son tantas como nuestra  imaginación quiera crear.

Se abre por tanto un amplio abanico de posibilidades para estas tecnologías por las que ya están apostando grandes compañías como Google, Samsung, Sony o Microsoft. La realidad digital es ya algo presente en nuestro día a día, y todo parece indicar que el uso práctico de estas tecnologías va en aumento.

¿Y cual es tu opinión? Deja tu respuesta.

Escribe tu comentario.
Escribe aquí tu nombre