El pasado mes de marzo, coincidiendo con el confinamiento obligatorio en casi todos los países de Europa, Netflix decidió reducir la calidad de sus vídeos. La demanda de sus servicios se vio incrementada con millones de personas encerradas en sus casas, con las consecuencias que ello podía tener para la calidad de su contenido.

Un porcentaje de reducción que rondaba un 25% en la tasa de bits, el uso del ancho de banda se veía reducido. Como peaje, una calidad sensiblemente inferior a la que estaban acostumbrados los clientes de la plataforma.

Netflix
Netflix

Tras casi dos meses de reducción los responsables de Netflix han declarado en el portar FlatpanelsHD que “ya están trabajando con los proveedores de servicios de Internet para ayudar a aumentar la capacidad”

Aunque no se ha especificado cuales son los países que han recuperado la tasa de bits, los usuarios de Noruega o Alemania han afirmado haber notado un aumento de calidad en los vídeos.

YouTube, Amazon Prime Video o plataformas de juego online como PlayStation Network también tuvieron las mismas medidas para asegurar que su servicio no se veía interrumpido durante la cuarentena.

Es de esperar que todos los servicios se vayan restableciendo progresivamente en la calidad que viene siendo habitual. Las medidas de alivio del confinamiento de los ciudadanos de todo Europa ha reducido notablemente el consumo de datos. Las empresas de descarga de datos online, han tenido en la pandemia por COVID-19 una auténtica prueba de fuego para la calidad de sus servicios.

¿Y cual es tu opinión? Deja tu respuesta.

Escribe tu comentario.
Escribe aquí tu nombre