¿De que están hechas las gulas?

Las gulas en lata o empaquetadas a precios muy bajos que nos venden en los supermercados no son para nada gulas, es simplemente surimi, una mezcla de carne de pescados blancos.

Estas carnes se cocinan y enfrían muchas veces hasta dar la textura que se busca parecida a las gulas. Después se le añaden aceites vegetales, soja, clara del huevo y otros ingredientes para dar sabor y que se parezca lo más posible a una gula de verdad.

Las gulas es un caso parecido a los palitos de cangrejo.

El surimi tanto en su versión gula, como otras formas es un alimento sano, ya que no tiene muchos ingredientes poco saludables. Aunque lo cierto es que en principio se intenta vender como algo que no es, también debemos de reconocer que no es un mal producto y que se puede consumir sin problema.

Las leyes han prohibido que cuando se empaqueta este producto se venda con la etiqueta de “gulas”, por lo que los fabricantes buscan otros nombres como pueden ser las anguriñas de Pescanova. Eso si, en las fotos que acompañan a estos productos juegan con el engaño haciendo parecer que son gulas. Pero también es cierto y quien se va a creer que podemos comprar unas gulas por unos precios tan bajos. Por ejemplo, 250 gramos de gulas frescas nos pueden salir facilmente por 200 euros, mientras que este sucedáneo lo podemos tener en cualquier supermercado por 2 o 3 euros la bandeja.

Esperamos haberte ayudado en esta duda y recuerda ¡que no te den surimi por gula!

Sin comentarios

      Dejar comentario